Arranca Festival Teatro de Papel en el Centro Cultural del Bosque

166

México.- Las obras “El pequeño prince de papel”, de la compañía brasileña Girino, y “La aventura”, de la agrupación mexicana Mano y contramano, fueron las encargadas de inaugurar anoche la cuarta edición del Festival Internacional Teatro de Papel, en el Centro Cultural del Bosque (CCB).

El público que llenó la Sala Xavier Villaurrutia disfrutó de ambas propuestas por haberlos llevado a ese mundo de creatividad e imaginación a través de divertidas historias.

La primera pieza teatral infantil fue “El pequeño prince de papel”, del dramaturgo Tiago Almeida, a cargo del grupo Girino, que evocó la pureza de las emociones de la infancia y rescate de las emociones latentes en la edad adulta.

El sueño y la fantasía se enlazaron en la figura de un personaje femenino que soñaba con ser piloto, no sin antes crear sus propios avioncitos de papel que siempre terminaban chocando, decidió construir su propia avioneta de cartón para realizar un viaje por todo el mundo.

Una vez que terminó de construir su avioneta, voló por el mundo, recorrió varios países, pero al pasar por un desierto cayó sin lastimarse en un lugar donde todo estaba oscuro, pero que después de caminar sin rumbo, se encontró con un príncipe de papel, que inmediatamente nació una amistad entre ambos.

El príncipe que deseaba que le dibujara un cordero, ella le presentaba diferentes dibujos que estaban en su cuaderno de dibujo en tamaño de gran formato, hasta encontrar el dibujo que el príncipe estaba pidiendo.

Dentro de esos dibujos, encontró otras figuras como palomas, que al moverla y sacarla del propio cuaderno, fue el transporte aéreo del príncipe que tenía que irse del desierto, no sin antes despedirse de ella.

La otra pieza fue “La aventura”, de Carlos Converso, de la compañía Mano y contramano, una adaptación del cuento “Gina Lollobrigida”, de Javier Villafañe. El personaje de papel es “Luis Gómez”, casado, empleado bancario con más de 25 años.

El material que se utilizó para crear a los personajes, casas y ciudades de las obras fueron de cartón a escala, muy bien construidas y hasta movibles para dar vida a un mundo en miniatura.

Post to Twitter