A 50 años de la foto del Abbey Road

1

Londres.- Londres es una ciudad donde las lluvias son frecuentes todo el año, por lo que en el verano los pocos días soleados pueden ser aprovechados para caminar sin zapatos por sus calles, llevando un cigarrillo en la mano y dejando que la brisa alborote la cabellera, mientras se escribe la historia.

Así captó el fotógrafo Iain Macmillan aquel 8 de agosto de 1969 a Paul McCartney, con un paso distinto al que marcaban sus compañeros John Lennon, Ringo Starr y George Harrison.

Los cuatro posaron para la icónica portada del disco Abbey Road, pero mientras sus tres compañeros llevan zapatos, Paul va descalzo. “Era un día muy caluroso de agosto y yo iba vestido con traje y sandalias. Hacia tanto calor que me quité las sandalias y caminé descalzo durante unas cuantas tomas y resultó que en la fotografía elegida yo no llevo zapatos, al estilo de Sandie Shaw (cantante de éxito en la década de los 60)”, justificó el mismo McCartney en la Antología (1995), el documental que recoge la historia de The Beatles de principio a fin.

Aunque para sus compañeros, esa actitud fue en realidad una pequeña travesura para llamar la atención, restando importancia al hecho de que desató la más disparatada teoría en torno a The Beatles: la supuesta muerte de Paul.

“Ese furor (por el rumor del supuesto fallecimiento de McCartney) se extendió alrededor del mundo. No supe que pensar. Me dio risa, pero a la vez me pareció una ocurrencia excesivamente enferma”, le dijo Lennon a Ritchie York, colaborador de la Rolling Stone en febrero de 1970.

El mismo McCartney tomó a broma los rumores de su muerte, e incluso en 1993 regresó al famoso cruce de Abbey Road para fotografiarse, ahora sí con zapatos, con su perro pastor ovejero, imagen que sirvió de portada para su disco en vivo “Paul Is Live”.

Post to Twitter