Maremágnum Mario Vargas Suárez Enfrentamiento

 

MAREMAGNUM14

 Mientras el juicio contra Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán Loera, en la tierra del ahora presidente Donald Trump, Nueva York, sigue su marcha ¿incriminando? a muy altos funcionarios del gobierno mexicano

Entre las revelaciones de uno de los hermanos Beltrán Leyva dijo que su hermano Héctor, podría atestiguar su dicho, solo que falleció sorpresivamente de un paro cardiaco en una prisión de alta seguridad en México. ¿Coincidencia? Juzgue usted.

Simultáneamente al juicio, el conflicto de más de dos culturas se está viviendo en la frontera norte de México y sur californiano gringo, cuando los aztecas intentan defender el territorio donde radican, contra lo que consideran una invasión de centroamericanos.

Tras la máscara de los derechos humanos, miles de centroamericanos violentaron su arribo a México, sin importar las leyes básicas de migración, colándose entre ellos más de 500 señalados por las leyes de su país y de Gringolandia como ‘criminales’.

El enfrentamiento primero fue con los residentes de la región de Las Playas de Tijuana quienes literalmente “corrieron” a los centroamericanos que habían levantado su campamento para esperar la hora adecuada y brincar la valla que divide México y Estados Unidos.

Los vecinos tijuanenses se opusieron a la estancia de los indocumentados y primero levantaron la voz en señal de protesta por la debilidad de las autoridades mexicanas al permitir la entrada de todos los que pasaron, que por cierto los números que se manejan son engañosos y me atrevo a decir que ya rebasan los 10 mil indocumentados, aunque bien pudieran ser 15 mil.

De las voces pasaron a los insultos y no en pocos casos hubo empujones y lanzamiento de proyectiles en uno y otro bando, mientras la policía local asumió una actitud meramente contemplativa.

Tijuana es el puente internacional que seleccionaron los integrantes de Las Caravanas para entrar a territorio gringo, pese a que fue la ruta más larga en kilometraje recorrido (casi 4 mil kilómetros), pero con el apoyo de la Policía Federal mexicana y de algunos gobernantes desde presidentes municipales hasta gobernadores, los centroamericanos han logrado atravesar tierras aztecas.

Han causado sorpresa los videos en las redes sociales donde la Policía Federal detiene a los choferes de transporte público de carga para el famoso ‘aventón’ a los ilegales; aunque también se observa como gobiernos estatales o municipales destinan autobuses para facilitarles el recorrido, por lo que unos llegaron primero que otros.

Ayer las autoridades de la Casa del Peregrino en la CDMX avisaron que el sábado tendrán que abandonar ese lugar porque ya se agotaron las provisiones, además de que existe una sobre población.

El vocero de La Casa del Peregrino dijo que los centroamericanos tienen tres opciones: 1. se regresan a su país de origen; 2. Continúan su camino a la frontera con Estados Unidos; 3. Se quedan en la CDMX.

Lo que nunca pensaron, ni las propias autoridades Federales, menos los indocumentados, fue que los tijuanenses y su mismo Presidente Municipal, les volvieran la espalda, cansados de los desmanes que han provocado, desde la alteración del tráfico vehicular, hasta los desdenes por comida o ropa que de buena fe les daban a su paso los cándidos mexicanos.

La ciudad de Tijuana hoy, según reportes periodísticos, vive manifestaciones públicas con pancartas donde se lee el apoyo a inmigrantes, pero el rechazo abierto a  los indocumentados.

El periódico El Universal publicó en su portal que un menor de 17 años de edad y de origen hondureño, fue atropellado y muerto en el tramo La Rumorosa-Tecate, al ir caminando sobre la autopista Mexicali Tijuana, pues las autoridades gubernamentales se negaron a proporcionarle transporte. La causa del atropellamiento, según la policía, fue el “…transitar imprudentemente sobre la superficie de rodamiento”

En el mismo tema, arribaron al Hospital de Mexicali, ocho de La Caravana quienes resultaron lesionados en un choque de autobuses que les transportaba de Mexicali a Tijuana.

Finalmente y en otro tema, le comento que el coordinador de los Morenos en el Senado de la República, Ricardo Monreal, aseguró que “…respeta las declaraciones de López Obrador, aunque en lo personal no está de acuerdo con un borrón y cuenta nueva para los corruptos, por lo que en la Cámara Alta trabajarán para combatir ese flagelo.” Según informó El Universal.

Post to Twitter